martes, 11 de enero de 2011

Reflexión: efectos secundarios de la innovación

Usemos el concepto de "destrucción creativa" (Creative Destruction, creado en la teoría económica Marxista y popularizado por Joseph Schumpeter en Capitalismo, Socialismo y Democracia, 1942).

El mundo empresarial es cada vez más consciente de lo que significa innovar, cada vez hay más personas preocupadas y ocupadas por la innovación y esto crea valor... Pero también lo destruye. Empresas y modelos de negocio se ven abocados a la desaparición por la innovación de terceros. Cada vez que una organización crea, está destruyendo algo. Además se produce un efecto de realimentación: cuanta más consciencia existe de ello, más preocupación y ocupación en innovación existe. Cada vez se innovará más, se destruirá más, y los ciclos se acortarán.

Por otra parte, para la sociedad también existe creación de valor, y destrucción. Tenemos acceso a nuevos productos y servicios, pero podemos perder acceso al mercado laboral porque nuestra empresa quiebra o nuestro conocimiento resulta obsoleto porque han cambiado las reglas del juego.

En los próximos años (y puede que para siempre) lo que podemos esperar es un crecimiento de la inestabilidad laboral y una competencia fiera por nuestra atención (Posts relacionados: Una visión del mundo empresarial dentro de 10 años), por lo que como personas tendremos que aprender a reinventarnos, a gestionar nuestro tiempo para dedicarlo a lo que queremos, y a ahorrar para hacer frente a situaciones de inestabilidad. Y en nuestras empresas, será cada vez más relevante la (todavía infravalorada) aportación de valor que podamos hacer para ayudar a innovar.
 
Tómate la píldora de la innovación, la necesitas, y ¡ojo con los efectos secundarios!

No hay comentarios: